El cáncer para mí, ha sido una oportunidad para disfrutar la vida

El diagnóstico de Catalina fue totalmente imprevisto. En ese tiempo era jefa de carrera de una universidad, por lo que su vida y trabajo eran intensos. El primer síntoma fue cansancio extremo y cefalea. Lo atribuyó a estrés. Fue a un psiquiatra quien se lo confirmó, pero le pidió un hemograma y, al salir alterado, le aconsejó que visitara a un hematólogo.

Leer más»

APAGAR EL PILOTO AUTOMÁTICO

Maria José es enfermera y, aún así, descubrir que lo que le pasaba era Mieloma Múltiple no fue fácil.

Octubre de 2020, plena pandemia, y un dolor de costillas fue la primera alarma.

El primer doctor que visitó le dijo que era por estrés, le recetó antiinflamatorios y que se pusiera hielo.

Sin embargo, dos meses después, un nuevo dolor le atacó el cuello. “Debe ser porque he hecho mucho homeoffice”, pensó; pero cuando este dolor se volvió insoportable, a tal punto de que no podía lavarse el pelo y acostarse se convertía en una tortura, tomó cartas en el asunto. 

Leer más»

Raquel Alcántara

Nos invita a aceptar la finitud de la vida y que la muerte está en nuestras vidas, con o sin cáncer ¡lee más!

Leer más»

Susana Ascencio

Susana nos recuerda la importancia de aceptar la finitud de la vida y que la muerte es algo que está en nuestras vidas, con o sin cáncer ¡lee más!

Leer más»
Archivo Prensa